sábado, 20 de agosto de 2011

Rio Kwai, el del puente, y guiris

A cuenta de la pelicula, El puente sobre el río Kwai, el lugar es famoso. A nosotros nos sonaba, claro, y por eso se incluyó en el periplo.


Se trata de la famosa construcción por los invasores japoneses de una línea férrea entre Bangkok y Rangún en la segunda guerra mundial, que no llegó a completarse.


Lo más conocido es la construcción de un puente sobre el río Kwai, realizada por prisioneros de varios países aliados (ingleses, australianos, norteamericanos y holandeses) además de civiles de la zona.


Este hecho se hizo mundialmente famoso a cuenta de la película, del año 1957, que consiguió varios oscar. El puente se encuentra en Kanchanaburi, el lugar donde hemos estado los últimos tres días. Nada más llegar nos acercamos al puente, hoy reconvertido en afortunado icono turístico.


Tras recorrerlo a pie tomamos un barquito de alquiler para subir el río unos kilómetros y visitar unos de los tres museos existentes en esta localidad. En una reconstrucción de una caseta del campo de concentración se revive la vida de los prisioneros. En estas fotos salimos con cara de velocidad.


Las dos fotografías siguientes son del cementerio de los soldados extranjeros de la segunda guerra mundial en Kanchanaburi, un lugar especialmente cuidado y bastante especial.




Aparte del puente, hemos estado en el desfiladero de Hellfire Pass por donde pasaba la línea férrea. Era un punto especialmente difícil ya que hubo que romper a pico una zona rocosa de 400 metros de largo. Costó tres meses y allí fallecieron un millar de australianos.


En total se calcula que trabajaron en la línera férrea 60.000 prisioneros aliados y 300.000 civiles asiáticos forzados a hacerlo, conocidos como "romusha". Muchos de ellos murieron por los malos tratos, las enfermedades y el trabajo en régimen extenuante con jornadas de hasta 18 horas diarias, pero bueno, la mayoría habréis visto la película. Nosotros la hemos visto hoy, tras las visitas, y la verdad es que a estas alturas no nos ha gustado mucho.

En la  siguiente fotografía estamos en el Hellfire Pass, por donde iba la vía.



Y esto es una reproducción de las lámparas que utilizaban para trabajar o permanecer sin luz natural en el lugar, de lo que le viene el nombre por el que es conocido: Paso del fuego del infierno.


Y otra imagen del trazado de la línea.



Por la que ahora circula un tren para turistas en el que hoy hemos montado, algo que en su momento los japoneses nunca imaginaron




EJERCIENDO DE "GUIRIS"

La jornada de hoy ha sido diferente. En lugar de buscar que hacer y organizarlo nosotros, hemos contratado un tour con una agencia. A las ocho de la mañana vinieron a buscarnos al hotel y en primer lugar fuimos a dar un paseo en elefante.



Fue un ratito,  pero tuvo su gracia.


Dentro del paseo el "mahout", su entrenador-conductor personal, paraba debajo de un árbol y con unas hojas hacía una corona como la que lucen Alfonso y Fely. Todo sea por la propina.


Tras unos primeros momentos de desconcierto, pronto te acostumbras y lograr mantener un cierto equilibrio.

Y, por supuesto, le coges simpatía a estos aparentemente tranquilos mastodontes.


Después de los elefantes nos llevaron a la cascada de Sai Yok, que queda muy aparente en la foto, pero es falsa. O sea, creada. Es también un parque nacional y en la parte superior de la cascada vimos el curso de agua artificial que se vierte sobre la roca...


 La excursión incluyó también la comida en este local típico de zonas rurales.





A la siguiente etapa de la excursión nos llevaron subidos en una camioneta, y nosotros encantados y aireados.



Se trataba de hacer un descenso en el río en una especie de balsa de cañas, que ellos pomposamente llamaban "bambou raft".



Lo cierto es que pasamos un buen rato y que Alfonso sacó a la luz sus destrezas en la materia.


Mayores que las del guía de Fely y otra turista,  ya que el pobre terminó en el agua, aunque no tenemos la imagen.


Al final unos niños nos ayudaron en las labores de atraque.


Y después de saludar a otro elefante



Ana se lo pasó de lo lindo con unos niños de la zona que se dedicaron a posar muriéndose de risa y haciendo posturitas.



La mar de simpáticos y expresivos.




Para ternminar, una imagen de la piscina de nuestro hotelito en Kanchanaburi, que nos ha refrescado en este país tan caluroso. Nos hemos bañado todos los días ya que practicamente no ha llovido.





Y la puerta de nuestra habitación, que da a la piscina y al jardín. Muy agradable.





MÁS DE "MONADAS"


En la excursión de hoy nos encontramos a un vigués que vive en Santiago (hay muchos españoles, no es noticia) que nos contó que el día anterior había estado también en Erawan y lo que les pasó a dos catalanes: en la cascada número 6 se bañaron pero antes ataron a un árbol las mochilas con una cadenita y candado. Unos monos se acercaron y a tirones las rompieron y se las llevaron. Ellos se dieron cuenta, pero no pudieron evitar que las subieran a los árboles, donde vieron como las abrían tirando todo su contenido. Entre otras cosas, la cámara de fotos con la tarjeta de su viaje desde Singapur y Malasia en los últimos quince días.
Estuvieron dos horas buscando entre la maleza de la selva pero no la encontraron, y menos mal que no tenían allí su pasaporte....

4 comentarios:

  1. Cómo mola el hotel, parece un chalet! me han encantado las actividades que habéis hecho, lo del elefante es la bomba, y luego lo de la balsa de cañas...lo estáis pasando en grande!
    qué raro, mamá interactuando con los niños....jajaja

    ResponderEliminar
  2. Sigo diciendo que estáis copiando el viaje de los de Pekín Express del año pasado!! lo último ya es lo de viajar en la parte de atrás de una camioneta...jajaja!
    muy propios en los elefantes!

    muá

    ResponderEliminar
  3. Ya estamos de vuelta del chalet con Hermini que ha venido con nosotros a Logroño. Espero que lo estéis pasando muy bien.
    Un abrazo,
    Jose, Pili y Hermini

    ResponderEliminar
  4. Despues de muchos dias buscando la pag., tienen que venir los canarios a decirlo, casi no he visto nada, pero es muy original todo, cuando lo vea con mas calma, os diré mas cosas un abrazo Angel.

    ResponderEliminar